Obsolescencia programada

Tengo bastante comprobado que una gran mayoría de los electrodomésticos de mi casa (lavadora, frigorífico, etc..) duran de media diez años. Otros ni eso. Cuando se estropean, hacer venir al técnico para hacer el presupuesto de su posible reparación puede costarte tranquilamente unos 25€ y luego suerte con el coste de la reparación. El caso de las impresoras es más evidente. Al final, en lugar de arreglar, compramos uno nuevo y nos deshacemos del “obsoleto”.

seguir leyendo