Autoservicio al cliente en una empresa product-led

Un factor que impulsa la experiencia del cliente en la actividad de una empresa dirigida por productos (product-led) es brindar a los clientes la oportunidad de responder sus propias preguntas y resolver sus propios problemas mientras usan su producto. Todd Olson lo explica muy bien en The Product-led Organization. Esta tendencia a ofrecer experiencias de autoservicio impulsadas digitalmente es un gran reto. Aunque parte del servicio a los clientes sigue siendo un proceso manual, convertirse

seguir leyendo

Cómo transformarse en empresa product-led

Siguiendo con la serie sobre product-led growth hoy toca desgranar la reflexión estratégica que nos proponen Rajesh Nerlikar y Ben Foster en Build What Matters para convertir nuestro proyecto en una product-led company. Ya comenté las diez disfunciones principales de las empresas que lo intentan. El post de hoy va sobre la compleja transformación para conseguirlo. SER IMPULSADO POR EL PRODUCTO La mayoría de los fundadores, directores ejecutivos y gerentes de producto con los que hablamos afirman que sus

seguir leyendo

Product-Led y las 10 leyes del Customer Success

Las marcas quieren al cliente le vaya muy bien y por eso la importancia del Customer Success, concepto creado en 2016, ha ido ganado en fuerza. Es especialmente interesante la lectura de The Success Economy de Nick Mehta y Allison Pickens, en especial de la sección que trata sobre las diez leyes del éxito del cliente. Esta sección intenta responder cómo se puede construir un próspero negocio de ingresos recurrentes y ser excelente en el éxito del

seguir leyendo

Optimizar la conversión y el onbording en product-led growth

Wes Bush define la Bowling Alley Framework (El marco de la bolera) como su planteamiento para mejorar la captación y el onboarding. Es un buen planteamiento para ganar clientes sin necesidad de invertir un euro en paid. Independientemente de la industria, este sistema puede ayudarlo a concretar su onboarding y convertir a los usuarios en clientes. Como todos sabemos, para jugar a bolos hay que tratar de derribar tantos como sea posible. El riesgo es

seguir leyendo