Premio a la obstinación: el ridículo

La Costa Brava otra vez. No quería escribir otro post (“Las miserias de la publicidad”) sobre el caso de la publicidad tramposa de la Costa Brava. Ya lo hice hace un par de semanas. En ese momento sentí casi solidaridad por la vapuleada pareja de baile, la agencia (Be Brand), y menos por el cliente (el Patronat de Turisme de Costa Brava y su responsable Dolors Batallé).

No contentos en meter la pata una vez, repitieron jugada (“El Patronat de Turisme de Girona también usó una foto de una playa de Perth para promocionar la Costa Brava”). Eso sí, escondiendo la mano. Defender el “concepto” de usar para promocionar el turismo de Costa Brava, de las Bahamas, Alaska (para el Pirineo) o de playas australianas de Perth es vergonzante. Persistir en el error, defendiendo el “concepto de comunicación” es delirante.

Esta claro que no me metería con este episodio y con sus protagonistas, sino fuera porque se trata de un ente público y que el presupuesto (mal empleado), lo pagamos entre todos.

La irresponsable de Patronat de Turisme de Costa Brava le ha salido el tiro por la culata. Hablamos de comunicación Sra. Batallé, no de ninguna ideología. Usted ha conseguido el efecto contrario. Ya se habla de “repercusión internacional por el fraude”. Es más, ha persistido en el error y encima saca pecho. Increíble.

Cómo esto es un organismo público, aquí nadie puede esperar sentido común (“Turisme de Girona destituye un alto cargo ajeno a las fotos”). Si la (ir)responsable del Patronat de Turisme estuviera en una empresa privada, ya habría rectificado… o la habrían puesto de patitas en la calle. Salvo si su fuera familia fuera la propietaria. Lo mismo aplica al presidente del Patronat y de la Diputación de Girona, Enric Vilert, quién ratificó también su confianza en la directora del organismo, Dolors Batallé.

Pero el dinero no es suyo. Ni la Costa Brava es su empresa. El ridículo es compartido. Y cuando afirma que a los de la agencia Be Brand, que a estas alturas ya no siento ninguna simpatía por ellos, dejarán de hacer la publicidad de la Costa Brava, para dedicarse “sólo” temas de marca, me entra el pánico y me cabreo aún más.

Lo que la Sr.Batallé nos promete es que en lugar de hacer de “pintores” (los de Be Brand) es que van a hacer de “arquitectos” (de la marca). Ahora todos podremos respirar tranquilos. No habrá más publicidad estúpida de la Costa Brava. Otra cosa será que con semejante pareja de baile (Sra. Batalle + Be Brand), la marca Costa Brava sea éste el primer y último centenario que celebre. Capacidad tienen, lo han demostrado con creces.

Seguro que nos aguardan nuevos y divertidos episodios de esta fantástica dupla que insiste en ser famosa y laureada. De momento, ya ganado un primer premio a la obstinación: el ridículo profesional.

Simple y llanamente.

Post relacionados:

  • No Related Posts
Esta entrada fue publicada en agencia de publicidad, Costa Brava, fraude, política. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Premio a la obstinación: el ridículo

  1. Jordi Bufí dijo:

    Siempre he alucinado con las empresas de marketing o publicidad que no tienen página web. Supongo que tienen unos comerciales buenísimos…

    Curiosidades aparte me hace gracia ver como colorean un poco la arena y le dan un tono ligeramente más verdoso al mar, tachaaaan! Ya tenemos una de las maravillosas playas de la Costa Brava.

    Yo me siento medio de allí dado que he pasado todos los fines de semana y verano de mi infancia/adolescencia por allí y es realmente una lástima (además de vergonzoso) que no usen una foto de alguna de las maravillosas playas que existen en esta zona del litoral catalán.

    Y ahora a por la marca, vaya tela…

  2. Albert Garcia Pujadas dijo:

    @Jordi,

    lo peor es cuando los pillan intenten justificarse con excusas de medio pelo. Impresentables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.