Errores públicos: Juegos Olímpicos, Televisiones y emprendimiento

Madrid2020 o  el “sostenella y no enmendalla” tan típico español. Una fórmula de vida con la que creían reforzar y mantener su honor los hidalgos españoles del siglo de oro, excelentemente representada con el descalabro de la candidatura de Madrid2020. Falsas expectativas, incoherentes con la debilidad geopolítica española, anterior a la economía intervenida. Y sí, la culpa siempre es de otros. Desgraciadamente una gran parte de la actual casta política que nos dirige, son dignos

seguir leyendo

TV pública: fútbol, F1… ¿para qué?

En pleno fervor ‘Champions’ ponerse a criticar la retransmisión de un partido de fútbol es una excelente manera de nadar contracorriente. Hace pocos días la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales (CCMA) aprobó los presupuestos provisionales, en el que se repercute un nuevo recorte de la aportación del Gobierno. El tijeretazo global será del 17% y conllevará un recorte del 18% en la partida de personal. Para ponerlo en contexto conviene apuntar que el 32% del

seguir leyendo

Se acabó la fiesta, el fin de los intocables

Aunque parezca un contrasentido, estos tiempos de apretarse el cinturón y recortes desesperados, tienen su lado positivo. Se empieza a cuestionar casi todo y algunas posturas abusivas, que hasta el momento tenían bula papal, son puestas bajo el foco crítico de la opinión pública. Empezaré por el final. Ahora descubrimos, con una mezcla de sorpresa y cabreo colectivo, que unos directivos de cajas y bancos, que han tenido que ser rescatados con dinero público (o

seguir leyendo

El tabú de las teles públicas y su reconversión

Ahora que estamos virtualmente intervenidos por el Directorio Europeo, surge la proverbial habilidad hispánica de buscar culpables. “¿Dónde están los malgastadores?” Gritan, por supuesto, siempre mirando el jardín ajeno. Con las arcas públicas vacías y con una economía renqueante, toca -por fin- sacar las tijeras y recortar gasto. Ahora en serio y drásticamente. Si la sanidad y la educación son intocables, y me parece bien, hay algunos caprichos de nuevo rico que convendría revisar y

seguir leyendo