‘En defensa de la Ilustración’ de Steve Pinker

Entre las «noticias falsas», el partidismo arraigado y el rechazo de los hallazgos científicos sobre temas que van desde el cambio climático hasta la violencia armada, parece que estamos en medio de un tipo específico de crisis intelectual: ahora hay mucha incertidumbre sobre cómo podemos «saber» con confianza lo que tomamos como “verdad”.

Siguiendo con la corriente de reivindicación del progreso que alimentan en estos últimos años por autores como Johan Norberg (Razones para ser optimistas: ‘Progreso’ de Johan Norberg), Hans Rosling (Factfulness o por qué las cosas están mejor de lo que piensas) hoy toca referirse a En defensa de la Ilustración: Por la razón, la ciencia, el humanismo y el progreso de Steve Pinker.

Pinker vuelve a las ideas que proporcionaron su base, que identifica como temas clave de la Ilustración, y pide que estas ideas se fortalezcan y se defiendan contra los movimientos de contra-Ilustración en la cultura.

La razón

La razón es fundamental, y cualquiera que se oponga a ella es, por definición, irrazonable. Algunos argumentan que la existencia de sesgos cognitivos, como los popularizados por Pensar rápido, pensar despacio’ de Daniel Kahneman, prueban que los humanos son irracionales («predeciblemente irracionales», incluso). Pero estos sesgos no nos impiden ser racionales, son simplemente un obstáculo para el buen pensamiento que podemos superar usando la razón. Otro obstáculo para una sociedad racional es que muchas personas abandonan la razón cuando se trata de cuestiones políticas, profesando creencias no como una evaluación honesta de la verdad, sino como un acto de lealtad a una ideología o tribu (ver Lakoff y Haidt: marcos mentales y manipulación emocional). En general, pide una mejor educación y capacitación en razonamiento crítico y eliminación de sesgos cognitivos, un enfoque más empírico de la predicción y la despolitización de los problemas tanto como sea posible.

Para elaborar, el mensaje del libro es que la razón, la ciencia y el humanismo, que Pinker identifica como los temas clave de la Ilustración, históricamente han llevado a un progreso masivo en casi todas las áreas de la vida, y que son nuestro mejor medio de continuar este progreso en el futuro. Pero estos ideales no se defienden de manera constante y, a menudo, son objeto de ataques. Por lo tanto, necesitamos fortalecerlos y defenderlos.

Ideas contrarias a la Ilustración

¿Contra qué exactamente? En los capítulos iniciales, Pinker menciona una serie de ideas contrarias a la Ilustración, como:

  • La Fe religiosa.
  • La idea de que las personas son “las células prescindibles de un superorganismo”.
  • Lo que él llama el “movimiento verde romántico”, que “subordina los intereses humanos a una entidad trascendente, el ecosistema”.
  • “Declinismo”, la idea de que la civilización “está en constante declive y al borde del colapso”.
  • Un movimiento anticientífico que denuncia a la ciencia por invadir el dominio de la religión o los valores, o la culpa de los males sociales, desde el racismo hasta la guerra.

El progreso es fundamental para el argumento de Pinker: es la prueba de que la Ilustración está funcionando. La creencia de que el mundo está corrupto y en declive motiva un deseo de revolución violenta y agitación: aplastar el sistema, quemarlo todo, porque nada podría ser peor que lo que tenemos. Lo que necesitamos no es destruir las instituciones de la modernidad que nos han sacado de las cavernas hasta donde estamos hoy, sino seguir progresando progresivamente dentro de su marco.

Por lo tanto, la mayor parte del libro está dedicada a un análisis empírico del progreso humano en varias dimensiones (práctica, intelectual y moral), que incluyen:

Vida

La esperanza de vida ha aumentado, de un promedio mundial de menos de 30 años a mediados del siglo XVIII a más de 70 años en la actualidad; y los aumentos se ven en todos los grupos de edad y en todos los continentes. La mortalidad infantil y la mortalidad materna en particular se han reducido drásticamente: “para una mujer estadounidense, estar embarazada hace un siglo era casi tan peligroso como tener cáncer de mama hoy”.

Salud

La amenaza de enfermedades infecciosas se ha reducido en gran medida mediante la desinfección, la esterilización, la vacunación, los antibióticos y otros avances científicos y médicos, que juntos han salvado miles de millones de vidas.

Sustento

El hambre y la hambruna fueron una parte normal de la vida durante la mayor parte de la historia. Hoy en día, las personas tienen acceso, en promedio, a más de 2500 calorías por día (incluido un promedio de 2400 en India, 2600 en África y 3100 en China). Y la comida extra no va toda a los ricos; las medidas de crecimiento atrofiado y desnutrición están disminuyendo en algunas de las regiones más pobres del mundo, y las muertes por hambruna en todo el mundo también están disminuyendo. La tecnología fue fundamental en este logro: mecanización de la agricultura, fertilizantes sintéticos, mejores variedades de cultivos, y ahora ingeniería genética. La caída del comunismo también fue significativa, ya que “de los setenta millones de personas que murieron en las principales hambrunas del siglo XX, el 80 por ciento fueron víctimas de la colectivización forzada, la confiscación punitiva y la planificación central totalitaria de los regímenes comunistas”.

Riqueza

El PIB Mundial estuvo estancado o creció lentamente durante la mayor parte de la historia humana, pero ha crecido «casi doscientos veces desde el comienzo de la Ilustración en el siglo XVIII». Y nuevamente, los aumentos no solo se ven en una minoría del mundo. Los países occidentales se separaron primero del resto, a partir del siglo XVIII, en lo que se conoce como el Gran Escape (de la trampa malthusiana). Pinker atribuye este logro a la ciencia; instituciones que crean economías abiertas al proteger el estado de derecho, los derechos de propiedad y los contratos exigibles; y un cambio de valores que confería “dignidad y prestigio a los comerciantes e inventores en lugar de solo a los soldados, sacerdotes y cortesanos”. Pero el Gran Escape fue seguido en el siglo XX por la Gran Convergencia, cuando los países pobres de todo el mundo se ponen al día en el progreso económico y cierran la brecha. En total, la porción del mundo que vive en “pobreza extrema” (usando la definición de $1.90/día en dólares internacionales de 2011) ha caído de casi el 90% en 1820 al 10% en la actualidad.

Seguridad

Las muertes por prácticamente todo tipo de accidentes han disminuido drásticamente. Las muertes por accidentes automovilísticos se han reducido 24 veces desde 1921; Las muertes de peatones y los accidentes de avión también han disminuido. Los lugares de trabajo son más seguros. Las muertes han disminuido por caídas, incendios, ahogamientos, lo que sea. Incluso los desastres naturales matan a menos personas que antes, ya que las mejores tecnologías y prácticas nos hacen más seguros de todo, desde terremotos hasta rayos.

Calidad de vida

Las horas de trabajo han disminuido de más de 60 horas por semana tanto en los EE. UU. como en Europa Occidental en 1870, a alrededor de 40 horas en la actualidad. El trabajo doméstico ha disminuido de 58 horas semanales en 1900 a 15,5 horas en 2011, liberando a todos del trabajo servil, aunque por quienes históricamente han realizado el trabajo doméstico, esto es en la práctica una gran liberación de la mujer. Como resultado, las personas reportan más horas de ocio y más personas se jubilan en la vejez. No solo se ha liberado nuestro tiempo, sino también nuestro dinero: el gasto en artículos de primera necesidad en los EE. UU. se redujo de más del 60 % de los ingresos disponibles en 1929 a aproximadamente un tercio en 2016. Y como resultado del progreso económico y una mejor tecnología, la gente está haciendo más viajar (incluidos los viajes internacionales), consumir dietas más variadas e interesantes y tener un acceso mucho mayor al conocimiento del mundo.

Paz

En el libro anterior de Pinker, Los ángeles que llevamos dentro: El declive de la violencia y sus implicaciones, relató la disminución de la violencia y sus causas. La guerra entre grandes potencias no ha ocurrido desde la Segunda Guerra Mundial, y las guerras que se desatan hoy cubren menos del mundo que en el pasado. Las muertes han disminuido tanto por las batallas como por el genocidio. Y los delitos violentos también se han reducido. Él atribuye estos declives a causas que incluyen el avance de la razón y la educación, la expansión del comercio global y foros internacionales como la ONU.

Democracia

La democracia se está apoderando del mundo (es decir, repúblicas democráticas, en oposición a los regímenes autoritarios). Después de sufrir reveses por parte de los regímenes socialistas a mediados del siglo XX, se está recuperando, con la derrota del nazismo seguida por la caída del comunismo. Dos tercios de la población mundial ahora vive en “sociedades libres o relativamente libres”, frente al uno por ciento en 1816 (según proyectos que rastrean este tipo de cosas, como el Proyecto Polity).

Igualdad de derechos

Las opiniones racistas, sexistas y anti-homosexuales están en declive; Los “valores emancipadores” (como la libertad, la autonomía y la individualidad) son cada vez más populares. También bajan: delitos de odio, violación/violencia doméstica y maltrato/acoso infantil.

Conocimiento

En todo el mundo, los niños asisten a la escuela por más tiempo y la alfabetización va en aumento. Las mujeres están cerrando la brecha educativa con los hombres, a medida que más culturas deciden educar a sus niñas. Incluso los puntajes de CI están aumentando (un fenómeno conocido como el Efecto Flynn), probablemente como resultado de la expansión de la educación.

Conclusión

Este es uno de los libros que todos los creyentes en la razón, cansados ​​de toda esta negatividad, necesitan leer. En defensa de la Ilustración es una visión minuciosamente investigada del progreso humano y, recomendable en caso de necesitar una inyección de optimismo.

Foto de ThisIsEngineering

Post relacionados:

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.