Ser mejor aprovechando la revolución non-code

Una lección importante de la pandemia global es que las empresas que ofrecían un producto competitivo con una buena experiencia digital sobrevivieron y, en muchos casos, prosperaron. Mientras, sus competidores menos digitalizados, obtuvieron un rendimiento inferior o fracasaron. Esa debió ser una llamada a la acción para revisar estratégicamente cómo nuestras respectivas empresas se han digitalizado para mejorar la experiencia del cliente.

El software ha cambiado y mejorado

En el corazón de la transformación digital se encuentra el software. Esta industria ha cambiado significativamente durante la última década:

  1. Experiencia de usuario: Se ha convertido en la parte central del negocio, se han hecho más usables cambiado la experiencia del cliente.
  2. Velocidad: la introducción de nuevo software y sus evoluciones se ha acelerado a un ritmo increíble. Actualmente, las nuevas funciones pueden tardar semanas o días en los sistemas ágiles.
  3. Reducción drástica de costes: a medida que los desarrolladores han reducido el costo marginal del código gracias a las innovaciones en la nube.

Qué es el no-code y el low-code

Este movimiento engloba herramientas y plataformas con las que se puede crear una página web, una app y cualquier tipo de programa sin ser un experto en programación.

Con el no-code prevalece el proyecto o la idea y un plan para ponerla en marcha eficientemente. Para materializar la obra en sí, diversas herramientas ofrecen recursos aplicados para distintos propósitos: trabajo colaborativo, diseño y edición, creación de bases de datos, creación de formularios, aplicaciones de ecommerce, herramientas de comunicaciones, gestores de contenido o plataformas CRM, son algunos ejemplos de lo que se puede llevar a cabo a título individual o en la empresa.

A diferencia del no-code, el low-code requiere alguna habilidad técnica más para configurar las herramientas. El ejemplo por excelencia es WordPress.

¿Por qué crece la demanda de software de las empresa?

Efectivamente, la empresa se ha convertido en un polo de atracción de iniciativas no-code. Hay varios factores de aceleración:

  • La escasez de desarrolladores: El informe Speed ​​of Change del año pasado reveló que a los líderes de TI les resultaba «difícil o muy difícil» encontrar y contratar desarrolladores capacitados y especializados.
  • Más productividad: Una encuesta de No-Code Census demostró que estas plataformas de desarrollo de low-code o no-code mostraron una ganancia de productividad de x4.6 en comparación con la programación tradicional. 
  • Agilidad y valor: La necesidad de automatización empresarial crece en rapidez y cantidad disparando la demanda de soluciones cada vez más intuitivas que entreguen valor más rápido.
  • Se democratiza la innovación: Las pymes también están compitiendo por el talento tecnológico. 

Los sistemas no-code y low-code son como bloques de Lego

La esencia del software de low-code y del no-code es la aparición de una nueva clase de «ensambladores» de software, no de «desarrolladores» de software. El ensamblador de software es un «desarrollador ciudadano», lo que esencialmente significa que, con una formación mínima o nula en programación, una persona técnicamente hábil puede crear nuevas capacidades de software que pueden ayudar a acelerar las iniciativas generales de transformación digital. 

Piensa en bloques de Lego que están conectados para hacer un objeto en lugar de fabricar todo desde cero. Algunos ejemplos:

  • Un usuario, no un desarrollador, puede agregar una nueva pantalla con campos personalizados en Salesforce o Zoho sin escribir código que ayude a calificar clientes potenciales.
  • Alguien de atención al cliente que quiera agregar una nueva prioridad para los tickets de servicio llamada «urgente» puede hacerlo sin escribir código.
  • Un usuario de RRHH puede crear una nueva aplicación para que los empleados puedan reportar las horas, elegir vacaciones o nuevos beneficios sin programar.

Los desafíos de las soluciones no-code

Cuando incorporamos no-code es porque tenemos la necesidad urgente de automatizar algún proceso de un proyecto empresarial. Esto significa incorporar muchas capacidades (innovación y nuevos productos, agilidad de procesos, etc…). Todas ellas tienes implicaciones, la más importante es que exige un cambio de cultura. Ya seas que una organización bien establecida o una startup, el low-code / no-code requiere un cambio de cultura. Requiere visión y un respaldo desde la dirección de IT hasta la dirección general para empoderar a los empleados-usuarios, que implica poder de decisión (Los empleados que usan el software son los que deciden) y la asignación del presupuesto necesario.

Hay cuestiones en las que hay que ir con cuidado:

  • El uso de estas herramientas también requiere aprendizaje importante.
  • La factura final se puede disparar. Algunas plataformas empresariales tienden a ser innecesariamente caras. Aunque las plataformas para pymes son menos costosas, la implicación y uso de múltiples plataformas para una solución de extremo a extremo, hace que a menudo los precios se vuelven bastante confusos.

Si crece tu negocio, crece tu stack tecnológico

A medida que tu negocio se adapta y crece, tu stack tecnológico cambia para maximizar la eficiencia y reducir los costos. La cantidad de aplicaciones en uso por empresa aumenta aproximadamente un 30% año tras año. Un empleado individual usó un promedio de ocho aplicaciones en 2019,  y las empresas con 200-501 empleados usaron aproximadamente 123 aplicaciones.

Los datos muestran que estas herramientas han venido para quedarse. Según datos de Forrester, se espera que el gasto de la industria aumente a aproximadamente $ 22 mil millones para 2022.  

Un informe reciente de Gartner también afirma que las herramientas de código bajo representarán el 65% de todo el desarrollo de aplicaciones para 2024. Ahora, más y más desarrolladores están comenzando a subirse al tren, y el 80 por ciento dice que libera tiempo para que se centren en tareas de alta prioridad. 

Industrias con alto impacto

Aunque algunos ya la han calificado como la tendencia más disruptiva de 2021, hay algunas industrias que apenas están comenzando a darse cuenta de las posibilidades:  

  • Venta minorista: la transición de un “escaparate amigable para el cliente” a una “interfaz amigable para el cliente” se está volviendo más rápida y fácil que nunca. Al permitir que los minoristas desarrollen escaparates digitales a medida de la marca y aplicaciones web progresivas que sean tan fáciles de diseñar como de usar, ganarán peso.
  • Seguros: la irrupción de las insurtech está visibilizando hasta qué punto al negocio tradicional de los seguros le han salido amenazas. Ya no hay excusas para dedicar más tiempo a concentrarse en la calidad de sus productos y menos tiempo a perder clientes debido a la tecnología obsoleta, todo mientras reducen costos y simplifican las operaciones.
  • La banca, pago y las finanzas: Las aplicaciones ya han cambiado la forma en que la gente común piensa, rastrea e interactúa con su dinero. La funcionalidad remota es tan urgente como práctica, las herramientas sin código pueden brindar a las empresas financieras de cualquier tamaño la oportunidad de construir, mantener y actualizar plataformas orientadas al consumidor que cumplan con los estándares del cliente, ofrezcan integración multiplataforma y mantener la seguridad necesaria de los datos privados.
  • Atención médica: La pandemia de COVID-19 ha acelerado una amplia gama de tecnologías de atención médica (telemedicina y la monitorización remota de pacientes). A medida que los sistemas de salud continúan aprovechando la tecnología para volverse más eficientes y mejorar, las herramientas sin código pueden brindar soluciones innovadoras a múltiples problemas a lo largo de todo el proceso de atención médica y tratamiento.

El no-code está cambiando el marketing

La adopción de software ya no es solo algo agradable de tener, es imprescindible. Actualmente, casi todas las empresas agrupan varias herramientas de software para ayudar a que su negocio funcione correctamente y con éxito. Los equipos necesitan herramientas para ayudar a automatizar los flujos de trabajo, recopilar datos valiosos y ser más eficientes en un mercado acelerado.

Los especialistas en marketing estuvieron entre los primeros en adoptar muchas de estas herramientas: desde la automatización de las redes sociales, hasta el uso de herramientas para crear contenidos, pasando por la gestión de proyectos.

A continuación, echemos un vistazo más de cerca a estos beneficios.  

Beneficios del no-code para equipos de marketing

Una ventaja obvia es que son menos costosas que seguir la ruta de desarrollo tradicional. Sin embargo, existen otros beneficios
• Ayudan a los especialistas en marketing a innovar rápidamente sin consumir recursos de TI: Mantenerse al día con un mercado en constante cambio y ritmo rápido es un desafío. Estas herramientas pueden ayudar al permitir que los equipos de marketing reconstruyan las aplicaciones sin tener que aprovechar los recursos de TI. Con una menor curva de aprendizaje, los equipos de marketing y otros equipos que no son de desarrollo pueden obtener, aprender y personalizar estas herramientas para satisfacer sus necesidades.
• Simplifican los flujos de trabajo al tiempo que brindan una mejor experiencia. Todos los equipos de marketing han creado flujos de trabajo en algún momento para gestionar proyectos y mantenerse alineados con los objetivos de la empresa. Gestión de contenidos o la necesidad de crear una nueva página… En lugar de crear wireframes y luego esperar a que un desarrollador cree la página, el equipo puede hacer wireframes, probar, ajustar y lanzar la nueva página sin un desarrollador. Eso reduce el timing de semanas a días.
• Ayudan a automatizar casi todo para mejorar la productividad. La mayoría de nosotros en marketing nos hemos obsesionado con encontrar formas de aumentar nuestra productividad y automatizar cada vez más aspectos de nuestra vida laboral. Slack, Zapier, IFTTT… permiten crear automatizaciones totalmente personalizadas para casi todo en tu trabajo… sin depender de IT.

Los profesionales deben adoptar masivamente el no-code

Ningún profesional de primer nivel puede renunciar a las ventajas de usar estas herramientas. Hay que aprender a trabajar con ellas para mejorar tus capacidades individuales, de equipo, de proyecto y de empresa. Y también la experiencia de los clientes. Se libre y mejor, con herramientas no-code.

Post relacionados:

  • No Related Posts

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.