Start-up Catalonia: argumentos para el optimismo

Ayer hubo la puesta de largo de Start-up Catalonia, en el marco del BizBarcelona. Excelente noticia la iniciativa d’ACC1Ó, la agencia para la competitividad de la empresa de la Generalitat de Catalunya, para apoyar el crecimiento de nuevos proyectos empresariales.

Start-up Catalonia es un programa de apoyo empresarial para nuevas empresas con elevado potencial de crecimiento. “Quiere ayudarlas a crecer de una forma más rápida y más sólida en sus primeros años de evolución.  Dentro del programa se ofrece tutorización, mentoring, actividades de networking, formación, asesoramiento y acompañamiento en los diferentes procesos vitales para las empresas en fase de crecimiento: la búsqueda de financiación, la innovación, la internacionalización y el fortalecimiento de los equipos humanos capaces de conducir la nueva empresa hacia su potencial de crecimiento”

El diseño técnico del programa no es ninguna revolución. Ya hay numerosas iniciativas parecidas, mejores y peores, públicas o privadas, en funcionamiento. Para mí, el programa es una doble buena noticia: por la selección de TecnoCampus  como una de las sedes, y por los cinco argumentos que constituyen los fundamentos del previsible éxito de Start-up Catalonia.

1.Actitud abierta: es un programa recién nacido y como sus responsables nos han insistido, tiene que retroalimentarse permanentemente y evolucionar con las necesidades reales de las empresas, implicar a un mayor número de colaboradores y entidades. La apertura mental, flexibilidad y capacidad de adaptación no suelen ser capacidades típicas e inherentes de las AAPP, en esta ocasión el equipo responsable de ACC1Ó se lo ha tomado como requerimiento imprescindible.

2. Prioridades y concentración de recursos. Que en un momento de recortes presupuestarios extraordinarios, la Generalitat entienda que una de las formas de cambiar las cosas es vía el crecimiento de sus pymes, es una excelente noticia para el sentido común y nuestra salud mental. Por el bien de todos, esperemos que se consigan aunar esfuerzos y recursos de todas las AAPP, y en lugar de la inercia sin sentido de la dispersión, se prioricen y concentren las iniciativas que tienen más recorrido. 

3. Focalización y optimización territorial: es una derivada de la anterior que tampoco está en los objetivos públicos del programa pero ha sido, es y será, uno de los principales rompecabezas a resolver para esta iniciativa. Si el objetivo es acabar construyendo una red con ocho sedes, toca elegir sede. Las elecciones territoriales siempre son controvertidas, aún cuando puedan ser incontestables por argumentos y trayectoria (caso del TecnoCampus). Hacer un diseño lógico y racional, sin herir sensibilidades, no es una tarea fácil ni grata, pero es imprescindible. Al proyecto piloto desarrollado en Parc Científic i Tecnològic de la Universitat de Girona, se une ahora el TecnoCampus de Mataró para cubrir la puerta norte de la Gran Barcelona y ESADE Creápolis de Sant Cugat, en el entorno de la B-30… en breve se conocerá la sede de la zona del Baix Llobregat. Que no se hiciera público ayer, solo confirma la extrema complejidad de este punto. El próximo año se prevé la apertura de cuatro centros más en Barcelona, Tarragona, Lleida y las comarcas centrales. Cada centro contará de media con 25 start-ups.

4. Elevada exigencia: además de ser un programa parcialmente de pago, las empresas participantes seleccionadas deberán comprometerse a un determinado crecimiento de negocio (facturación, construcción de equipo, creación de empleos,..) para mantenerse en el programa. La previsión es que las 8 aceleradoras que habrá el 2014 en todo el territorio catalán apoyen a 200 proyectos empresariales. Se espera que, después de pasar por el programa, las empresas participantes generen 800 puestos de trabajo, incrementen su facturación en un 50% y se hayan internacionalizado.

5. Sello de Garantía: es una consecuencia implícita de los puntos anteriores, tanto para las empresas participantes como –especialmente- para las sedes de Start-up Catalonia. Quizás no están todas las que son, pero sí son todas las que están.

Post relacionados:

Esta entrada fue publicada en ACC1O, start ups, TecnoCampus y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

1 respuesta a Start-up Catalonia: argumentos para el optimismo

  1. Pingback: Start-up Catalonia: segundo intento |

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.