Jóvenes, revoluciones y establishment

La lectura de ‘Los jóvenes ya no se aburren’ es para reflexionar. El autor afirma que no se producen más revoluciones porque los ‘jóvenes’ están más ocupados en conectarse a las redes que participando en la realidad. Puede que comparta con el autor la extrañeza por la poca efervescencia juvenil ante el deterioro del panorama social, con especial crudeza entre la población juvenil. No obstante y contrariamente a lo que dice el autor, no creo

seguir leyendo