Para Albert con afecto de Pau Gasol

Soy aficionado al basket. Mucho más que al fútbol. Y por supuesto un admirador de Pau Gasol. Por eso cuando me enteré que mi cuñada Marina -interiorista de profesión-, estaba trabajando para Pau, se me pusieron los dientes largos. Larguísimos. Los compromisos deportivos de los super profesionales jugadores de la NBA no permiten ninguna distracción, mucho menos de las estrellas de Los Angeles Lakers. Así que aprovechando un viaje de mi cuñada a Los Angeles

seguir leyendo