El maldito sofá

Ayer teníamos una importante reunión con nuestros partner financiero, Caixa CapitalRisc. No era un hito trascendental, pero sí importante en el que había detalles relevantes que comentar. Por ejemplo el cierre del 2008, así como hacer una revisión conservadora del presupuesto del 2009 y años posteriores.

Los resultados del 2008, a falta de la bendición papal de los auditores, arrojan números positivos. Beneficios, que aunque pequeños, son beneficios.

Si tenemos en cuenta que el business plan empezamos a aplicarlo en prácticamente a primeros de julio, ¿Qué quieres que te diga? Felicidad y a seguir currando…

Este ejercicio ha empezado bien, pero sólo quedan doce meses por delante. En Nikodemo somos un equipo reducido (13 personas) pero somos capaces de simultanear el desarrollo de proyectos a corto, medio y largo plazo. Cuesta creer, pero es así. De la tiranía con la cápsula semanal, al desarrollo de la nueva marca franquicia, pasando por el desarrollo de licencias de Cálico o la serie de televisión.

La verdad es que si tomáramos a Nikodemo como una empresa normal, podemos afirmar que es económicamente sostenible. O lo que es lo mismo, con nuestra actividad normal somos rentables.

Desde luego deseamos seguir siéndolo, pero esta no es exactamente la cuestión. En verdad, estamos haciendo lo que estamos haciendo, porque queremos multiplicar el negocio no por cinco, sino por cincuenta. ¿Osadía?, ¿Locura? De momento caro, muy caro. Y soledad también, mucha soledad.

Creo que una de las experiencias más desagradables y humillantes para un emprendedor es cuando vas a pedir financiación a una oficina bancaria. Allí te das cuenta que eres una insignificancia. No quiero ni pensar, cómo debe ser con pérdidas en el anterior ejercicio, ¿apelar un milagro?

Y es que en condiciones normales compruebas que, en la mayoría de las oficinas bancarias, les importa un bledo tu proyecto, ni entienden ni valoran la innovación, no se creen tu modelo de ingresos… Nada, por más que lo intentes ni la formación del personal de oficina bancaria es –sorprendentemente- la adecuada y los intereses son totalmente antagónicos.

Te despachan con un “mándame la documentación y lo estudiaremos”. Y finalizan con la excusa oficial, la de siempre: “aunque no creo que los de arriba me autoricen la operación”.

La única opción es no desfallecer, continuar con el peregrinaje y encontrar un partner financiero (en nuestro caso afortunadamente Caixa CapitalRisc) que te eche un cable. Lo digo con la convicción que de esta situación saldremos, a pesar de todo, gracias a los emprendedores y a las pymes. A su competitividad, a la innovación y a grandísimas dosis de optimismo e ilusión.

Pero si el sofá de casa es insuficiente para avalar, no veo más alternativa que compartir lo que dice el conseller d’Innovació, Universitats i Empresa, Josep Huguet «a corto plazo, la solución a la crisis está en que los gobiernos avalen los créditos para las pymes«.

Post relacionados:

  • No Related Posts

7 comentarios

  1. Me impresiona mucho lo de que «les importa un bledo tu proyecto, ni entienden ni valoran la innovación,» etc. Con o sin crisis parece claro que en este país hay que mejorar claramente la cultura bancaria.
    En fin, que haya suerte.

  2. No seré yo quien definedas a las entidades financieras… parecería corporativismo ( y del barato) aunque ya sabes que en este sector hay de todo, como en todas partes, y al igual que vosotros, las entidades tienen que presentar resultados positivos.

    Mi comentario venía en tora dirección… habitualmente las cosas salen bien cuando el trabajo se plantea bien y, sobretodo, se plantea de forma realista. Creo que ese es vuestro caso (aunque claro una parte de mi trabaja en el sector financiero y podría equivocarme;-)

    Por cierto, sólo 50?

  3. @Marc Cortés,

    afortunadamente en el sector hay de todo. Estoy de acuerdo contigo que las entidad tienen que presentar resultados positivos, pero creo que se está dando una situación de «fuerza mayor» en la que se ha creado un gran problema estructural que amenaza con paralizar nuestra economía… y entonces sí que sería un desastre, pero para todos. Por tanto, se tiene que desbloquear …

    Desde luego que salvo que tengas una inmensa suerte, el factor éxito sólo es posible con mucho trabajo, paciencia, realismo y mucho optimismo

    50? sí, pero no te he dicho en cuanto tiempo ;))

  4. desbloquear… pregunta: porque en castellano se traduce venture capital por capital riesgo? desde cuando “venture” (=»aventura») quiere decir/se reduce exclusivamente a “riesgo”? esta claro que las aventuras tienen su componente de riesgo, pero fíjate que en un idioma el concepto es positivo y en el otro es negativo: problema de enfoque? (Y siguiendo en esta línea, a nivel de comm y branding, desde luego me parece que «risc» o «riesgo» no son palabras demasiado bien elegidas…o me equivoco?)

  5. Pues os deseo mucha suerte para este año, Albert. ¡¡Y quiero tener una camiseta de Cálico ya!! No sé si ya existen, pero espero poder encontrarlas este año… 🙂

  6. gracias @Manu.
    En un par de meses tendremos una nueva línea de ropa Cálico… que también incluirán camisetas muy especiales

    te aviso 😉

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.